Se ha producido un error en este gadget.

domingo, 1 de abril de 2012


MI JARDIN

Porque en mi cielo siempre hay ángeles
tañe el amor su lienzo dorado
a un universo inmensurable
donde brotan flores silvestres.

Miro ojos, miro labios, miro manos
flores marchitadas en la tierra…
hallo un jardín indescriptible
donde crecen néctares de miel.

Ciegos ojos… no quieren ver
muda voz... solo canta rosas
que florecen en mi jardín
como símbolo a una vida nueva.

Mientras recorro bosques de amapolas
viejas acacias se abren en el camino
me cobijan… sin frutos, sin hojas
sin consumir del todo la esperanza.

2 comentarios:

Ann@ Genovés dijo...

Elena,

Siempre con esperanza, siempre discurriendo por parajes sublimes donde todo puede suceder.

Una composicion hermosa y delicada que anima al amor, muy bella como el Eden de la imagen.

Besoa, Ann@ Genoves

Elena dijo...

Así es, la esperanza nunca hay que perderla.